02_Elements/Icons/ArrowLeft Volver a Insight
Información > Medios de comunicación

Reportaje de hoy: Digitales y la gran pantalla

Lectura de 3 minutos | Diciembre de 2014

Desde la pantalla de televisión a la de cine, el público actual dispone de una enorme variedad de dispositivos y opciones de streaming para disfrutar de la televisión. Y esto supone todo un reto para los profesionales del marketing, que deben llegar a su público objetivo a través de múltiples pantallas. En el caso de los vendedores de películas, el reto es motivar a los consumidores para que dejen sus dispositivos (o al menos los silencien), se levanten del sofá y vayan al cine.

Según el informe 2014 Moviegoing Report de Nielsen, que explora las tendencias de comportamiento de los cinéfilos en todos los grupos de edad y etnias, el 77% de los estadounidenses vieron al menos una película en una sala de cine este año, lo que coincide con la asistencia al cine en 2013. Sin embargo, la frecuencia de asistencia al cine ha disminuido ligeramente, ya que los espectadores afirman haber visto una media de 7,3 películas en el cine este año, frente a 7,7 películas en 2013. Y los adolescentes y adultos jóvenes (de entre 12 y 24 años), un grupo de espectadores al que Nielsen ha denominado "digitales" por su aparente preferencia por el consumo de medios, son los principales responsables de este descenso.

En 2014, los digitales declararon haber visto una media de 7,1 películas en el cine, frente a las 8,4 de 2013. De hecho, desde 2007, la frecuencia de asistencia al cine entre los digitales ha tendido a la baja. Mientras tanto, la frecuencia entre los cinéfilos mayores de 25 años se ha mantenido relativamente estable a lo largo de los años.

Aunque el cine parece estar perdiendo fuerza entre los digitales, entender qué atrae a estos jóvenes expertos en tecnología puede ser la diferencia entre la alienación y la acción. ¿Quiénes son estos digitales, cada vez más quisquillosos, y qué valoran a la hora de decidir sobre su entretenimiento? Algunas de las conclusiones del informe de este año son las siguientes:

  • El streaming se impone: el 87% de los digitales afirma ver películas o programas de televisión en streaming, y el 36% afirma ver más contenidos en streaming ahora que el año pasado. Los digitales se sienten especialmente atraídos por la naturaleza instantánea e "ilimitada" del streaming, y más del 60% afirma haber visto al menos dos largometrajes en un solo día.
  • Los veredictos en línea importan: Dos tercios de los digitales publican sobre películas en sus redes sociales, y casi tres cuartas partes de ellos comparten con frecuencia su opinión sobre una película. Después de los tráileres, las publicaciones de amigos y familiares en las redes sociales son la fuente de información más fiable para los digitales (incluso más que los anuncios de televisión).   
  • Seguir la corriente: casi el 30% de los digitales afirman que a menudo deciden la película que van a ver después de llegar al cine, y el 80% de estos "cinéfilos espontáneos" buscan información sobre la película en sus teléfonos mientras están en el cine.
  • Se trata de ser sociable: Los digitales son los más propensos a ir al cine en grupo: casi dos tercios suelen ir en un grupo de al menos tres personas. Y más que otros cinéfilos, los digitales afirman que van al cine para pasar tiempo con otras personas.

"Para los profesionales del marketing que buscan conectar con estos jóvenes cinéfilos, conocedores del mundo digital, es clave utilizar las fuentes online para crear la urgencia de ver la película en el cine", dijo Kathy Benjamin, SVP Client Solutions, Nielsen Content. Lo social es especialmente importante porque, para los digitales, ver una película es un medio para un fin "social". Puede que no sepan qué tipo de películas quieren de Hollywood, pero hay una cosa que definitivamente no quieren: quedarse fuera de la conversación."

Metodología

El Nielsen Moviegoing Report es un estudio de consumidores que se llevó a cabo principalmente en línea, con un aumento en persona para llegar a los hispanos en los que predomina el español. El estudio se llevó a cabo en septiembre de 2014 y recogió las opiniones de más de 4.100 personas residentes en Estados Unidos con edades comprendidas entre los 12 y los 74 años y de 450 niños de entre 6 y 11 años (que fueron invitados a participar en la encuesta a través de sus padres y cumplimentaron el cuestionario con la supervisión de estos). 

Este año, el estudio incorpora un nuevo componente internacional. También se han recogido las respuestas de más de 1.000 espectadores sobre determinados parámetros cinematográficos en 11 regiones: China, Japón, Reino Unido, Francia, Alemania, Rusia, Australia, México, Italia, Brasil y España.

Obtenga más información sobre los espectadores de cine, incluida una mirada en profundidad al género cinematográfico de adaptaciones para jóvenes adultos, en la Cumbre del Libro Infantil de Nielsen el 12 de diciembre de 2014, en Nueva York.

Etiquetas relacionadas:

Seguir navegando por perspectivas similares

Nuestros productos pueden ayudarle a usted y a su empresa