Ir al contenido
Información > Medios de comunicación

El contenido de los podcasts está aumentando el compromiso con el audio

3 minutos de lectura | Febrero 2020

A diferencia de la cantidad fija de tiempo en un día determinado, nuestras dietas mediáticas todavía tienen espacio para crecer. De hecho, a medida que maduran las nuevas opciones mediáticas, como el streaming y los podcasts, los consumidores estadounidenses optan por añadirlas a sus rutinas diarias en lugar de limitarse a sustituir la oferta tradicional. Y en lo que respecta al audio, los oyentes de podcasts escuchan más radio que los que no escuchan ningún tipo de podcast.

La industria de los medios de comunicación tiene aquí una oportunidad más que significativa. En la mayoría de los sectores, es habitual que los consumidores acepten nuevos productos y servicios a expensas de los existentes. En el sector de los medios de comunicación, las nuevas opciones están animando a los consumidores a pasar más tiempo con los medios, y están abriendo canales de participación complementarios en el proceso.

Según el último informe de Nielsen sobre la audiencia total, los consumidores estadounidenses mayores de 18 años dedican casi 12 horas diarias a los medios de comunicación, lo que supone un aumento de casi una hora y media con respecto a hace un año. Si observamos el universo del audio, vemos un enorme crecimiento de los oyentes de podcasts, que no se produce a expensas de otras opciones de audio.

De hecho, la segunda edición de la base de datos de Nielsen sobre el poder adquisitivo de los oyentes de podcasts reveló que los oyentes ligeros de podcasts escuchan 10 horas y 13 minutos de radio a la semana. Esto supone 43 minutos más que el estadounidense medio; los oyentes de podcasts intensos sintonizan la radio 22 minutos más. Los resultados de la base de datos atribuyen gran parte del aumento de la participación en los podcasts a los oyentes existentes que están pasando de un uso ligero a un uso intensivo, lo que constituye un sólido testimonio del contenido que se ofrece a los oyentes.

La última publicación señala que el número de oyentes intensivos de podcasts -los que escuchan todos los días- aumentó en más de 3,6 millones. Al mismo tiempo, el número medio de episodios escuchados por semana aumentó un 10%. Pero la participación en los podcasts no sólo está creciendo entre los grandes usuarios. La audiencia total de podcasts crece a una tasa media compuesta del 20%.

Tasa de crecimiento de la audiencia de los podcasts

En medio de la variedad de medios de comunicación de que disponen los consumidores, los podcasts, al igual que la radio, son portátiles y constituyen una compañía constante cuando no es posible ver una pantalla. Esto hace que el audio sea el medio preferido en los momentos de tránsito (ya sea en el coche o en el transporte público). Los teléfonos inteligentes están impulsando la participación en los podcasts, ya que más de 36 millones de estadounidenses acceden a los contenidos de los podcasts de esta manera. Los oyentes más intensos de podcasts son también los que más participan cuando están fuera de casa.

Donde los grandes oyentes de podcast sintonizan

Aunque los smartphones son la principal plataforma tecnológica de escucha, los altavoces inteligentes están desempeñando un papel más importante en el crecimiento de las audiencias de podcasts. En todas las plataformas, los altavoces inteligentes son más propensos a atraer a las audiencias de más de uno, lo que, desde la perspectiva de las impresiones, es un dato clave para los anunciantes.

Los altavoces inteligentes amplían la audiencia de los podcasts

El contenido siempre ha sido el rey, pero la abundancia de contenidos mediáticos disponibles hoy en día es nada menos que abrumadora. Sin embargo, los consumidores estadounidenses aún no han llegado a un punto de ruptura y siguen aumentando su dieta de medios a medida que aparecen nuevas opciones. Dada la abundancia de opciones, los creadores de contenidos, los profesionales del marketing y los anunciantes tienen la tarea de ofrecer contenidos que realmente resuenen. Si no lo hace, hay muchas otras opciones entre las que elegir, y los consumidores están más que dispuestos a participar en ellas.